¿Cómo saber si es una agujeta o lesión cuando entrenas?

agujeta o lesion

El tema de tener una agujeta o lesión se debe profundizar, especialmente, cuando sé práctica un deporte desde cero. La fatiga física de los primeros días es algo doloroso, pero significa que estás poniendo en movimiento tu cuerpo.

Suele ser positivo cuando inicias, solo que en caso de no cuidarte puede llevarte a una lesión. O pensar que una lesión, solo es una simple agujeta y sigues entrenando, para evitar cualquier gravedad, hablaremos un poco del tema y las mejores soluciones.

¿Cómo diferenciar una agujeta muscular a una lesión física?

Analizar este tema el punto de partida es saber que una agujeta es un dolor muscular que se produce en respuesta a un esfuerzo, este dolor se mantiene cuando estamos en reposo.

Si tienes dolores musculares fuertes, significa que tu esfuerzo físico fue bastante. Estas molestias suelen durar un par de días, teniendo cierto dolor en la zona afectada.

Como atleta primerizo que inicias en el mundo de ejercitarte o hacer alguna actividad física, necesitas saber que una lesión muscular es un dolor más fuerte que perdura a largo plazo en un punto específico, tanto es que no te permite ejecutar el movimiento de una forma sencilla.

Con las agujetas podrás seguir entrenando libremente, solo debes evitar entrar fuertemente, la zona afectada. La idea es aprender a presenciar cuáles son las reacciones del cuerpo.

Puede que realices entrenamiento de fuerza en el gimnasio, pero comienzas a jugar tenis y sientes que te duele hasta el alma, primero, es un deporte nuevo, la movilidad que aplicas en el tenis, suele ser muy diferente a un gimnasio.

Lo interesante es que el cuerpo se va adaptando a medida que avanzas en el deporte.

Ten presente que es algo normal, solo debes de cuidarte de no exagerar.

De hecho, en etapas tempranas de cualquier deporte se entrena de lunes a jueves y se descansa viernes, sábado o domingo.

Otras veces se entrena de lunes a viernes, entrenando solo lunes, miércoles y viernes, descansando cuatro días. Eso son horarios adaptados para principiantes que inician en un deporte, eso le permite el tiempo de adaptación para luego subir de nivel y entrenar casi todos los días y solo descansar un día.

La base es entrenar con responsabilidad y conciencia, no ir a la ligera por nada del mundo.

entrenar con responsabilidad

¿Qué es entrenar con responsabilidad?

Hay miles de contenidos que explican lo que significa el ejercicio o un deporte en tu salud o bienestar general, no obstante, poco se habla de la responsabilidad individual de cada atleta, de determinar y saber que le conviene o lo que no.

Como persona natural que solo entrenas para cuidar tu salud, tu mejor plan es mantener la consistencia, de nada vale comenzar como un cañón, con alta motivación y luego lesionarte o perder el entusiasmo en el camino.

Comienza con una buena organización entre la selección de tus entrenamientos y el cuidado de tu alimentación.

Son lo que lleva al resultado positivo o negativo que puedas obtener, es verdad que las agujetas nacen por tu esfuerzo, pero se reducen alimentándote bien, descansando bien e hidratándote en todo momento.

Ayuda a tu cuerpo para su recuperación, al punto que querrás seguir y aumentar el nivel poco a poco.

El error es que muchos comienzan al revés, entrenan fuerte y no cuidan su alimentación.

Sí, sirve para cuidar tu salud, solo que no conseguirás los resultados que deberías obtener de ese máximo esfuerzo entrenando. Debes comprometerte con responsabilidad de respetar tus entrenamientos y comienza a alcanzar tus metas como deportista.

Presta atención a las señales que te envía y toma acción, a veces, un día de descanso es necesario.

¿El mejor secreto para evitar agujeta o lesión cuando entrenas?

En caso de querer dejar de lado las lesiones y seguir entrenando, haz mucho énfasis en lo que comes y bebes, puedes ver como los grandes deportistas se lesionan por no comer bien o pasar los fines de semana en fiesta a fiesta.

Llevando al atleta a tener un rendimiento menor del que puede ofrecer.

Cabe destacar, el mejor secreto es comenzar con rutinas de ejercicios pasivos. Para ejemplificar, retomemos el tenis como deporte base, de seguro tendrás X número de entrenamientos en la semana, los días de descanso en vez de descansar, mejor realiza otra actividad, como caminar, natación, yoga, pilates, correr o X cantidad de cosas que te ayuden a tener una actividad física, pero de forma pasiva.

Supón que en tu día libre lo aprovechas para hacer yoga, el trabajo de flexibilidad que te dará, no solo complementará tus resultados en el entrenamiento de tenis, sino que trabajarás otra parte fundamental del cuerpo como es la flexibilidad.

Es algo que muchos están comenzando a realizar y aporta resultados increíbles en tu condición física.

diferenciar agujetas de una lesion

¿Qué debes evitar de las agujetas?

Todo lo dicho hasta ahora se resume en evitar la distensión muscular o cierto dolor agudo que dificultad el movimiento, sufriendo de inflamación y hematomas. Entre las lesiones típicas son todas aquellas tendinosas, surgida de estas sobrecargas musculares.

No sabes el número de atletas que sufren de tendinopatía, por realizar muchos movimientos repetitivos.

Comienza a gestionar la carga de trabajo que puede soportar tu cuerpo, evita aumentar la duración de tus entrenamientos de buena a primera, es común ver como incrementa la intensidad rápidamente, es mejor cambiar a una intensidad mayor paulatinamente.

Otro factor elemental es cuidar la ejecución de los ejercicios o lo que vayas a ejecutar, cuida de tus articulaciones siempre, el plan es entrenar para cuidarte, no para lesionarte.

Trabaja de la mano de una estrategia que te lleve a otro nivel a largo plazo, es hora de comenzar una actividad física, tu cuerpo no importa la edad, estará capacitado para ser ejercitado, es uno de los mejores remedios que sale prácticamente gratis.

Porque puedes entrenar hasta con tu peso corporal y luego escalar a cualquier actividad que te motive.

Con esta información del origen de las agujetas, tomes acción y evites daños mayores, evitando cualquier tipo de complejidad en el tiempo.

¿Te ha resultado útil este post?

Sigue Leyendo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir